Artículos

Gobiernos a ritmo de «yenca»

Escudo
Sabino Cuadra

La “yenca” es un baile que, sin que nadie sepa la razón, porque a sosez no le ganaba nadie, se puso de moda en el Estado español durante los años 1964-1965. En mi pueblo, a bailar este ritmo se le llamaba también “hacer el gorrión”, porque consistía en dar saltitos como lo hace ese pájaro, sin bien con bastante menos gracejo. Se levantaba por turnos un pie, mientras se saltaba con el otro, y luego se saltaba con los dos juntos hacia adelante, después hacia atrás, para terminar finalmente en el mismo punto de partida.

Bolivia Denuncia Injerencias de EEUU en las Elecciones

Evo Morales
Prensa Latina

 El ministro de la Presidencia de Bolivia, Juan Ramón Quintana, denunció que Estados Unidos realiza maniobras en este país, como parte de un plan para intervenir en las elecciones generales del 20 de octubre, publica hoy el periódico Cambio.

Desde hace 50 años, Estados Unidos buscó la forma de entrometerse en los procesos electorales de Bolivia y hoy más que nunca se registra esa intromisión, advirtió el titular.

El horror de una guerra que no interesa ver

Soldados hutíes
Naiz

La guerra de Yemen está compuesta de varias guerras, viejas y nuevas, locales y regionales. Es un conflicto que no se puede ganar, en el que los rebeldes huthíes han demostrado ser demasiado fuertes para ser vencidos por la coalición saudí y demasiado débiles para tomar el poder y controlar todo el país. Es un conflicto extremadamente peligroso para el mundo, que forma parte de otro conflicto de poder aún mayor que parece estar descontrolándose en el Golfo Pérsico.

“Cultura y liberación de América Latina”. Ponencia presentada en el Foro Social de Sao Paulo por Luis Britto García

Luís Britto
Luís Britto García

1.      Al nacer sólo tenemos instintos; mediante el aprendizaje o la invención pasamos a compartir el repertorio de creaciones que llamamos cultura: el código que organiza nuestra conciencia y conforma estructuras y acciones del organismo social. Es un código en perpetua formación y desintegración: su primera tarea es  determinar qué pertenece al organismo y qué es extraño a él.

¡Chávez Vive! ¡La Marcha Sigue!

Marcha Campesina Admirable
Ricardo Vaz

La Marcha Campesina Admirable irrumpió en el escenario político venezolano en julio y agosto de 2018, poniendo sobre el tapete el tema de las injusticias en el campo. Tras un año de promesas incumplidas, la lucha campesina resurge como dinamizadora de las luchas populares, sumando fuerzas junto a otros movimientos populares para defender el legado de Chávez.

Las voces perdidas de Latinoamérica: las lenguas indígenas luchan por sobrevivir

Mujer Indígena
FILAC

«Cuando empecé a ir a la escuela, los maestros nos prohibieron hablar nuestro idioma. Se enfadaron con nosotros porque hablábamos Ixcatec. Nos dijeron que no era bueno y que el español era mejor. Un maestro nos golpeó, nos agarró por los brazos y nos dijo que nos habláramos Ixcatec porque no os entendía», relata María Salazar, mientras sigue trabajando la paja de un sombrero.

El águila de naturaleza inalterable

Aguila
Jorge Arreaza

Desde su nacimiento Venezuela ha sido un país solidario, consciente de que pertenece a un gran todo, a una inmensa nación, una potencia en potencia que, de haberse consolidado jurídica, económica y políticamente, habría modificado el “equilibrio del universo”, el balance del poder en las relaciones internacionales. La única acción bélica de Venezuela fuera de sus fronteras estuvo indefectiblemente atada a su derecho a la autodeterminación originaria como pueblo soberano.

Carta abierta a los bolivarianos | Relancemos el Movimiento Bolivariano

Movimiento Bolivariano
Movimiento Bolivariano

Nosotros, que integramos el Movimiento Bolivariano, y otros patriotas más, que integramos distintos sectores del pueblo colombiano, hemos visto desmoronarse la esperanza que significó la heroica consecución de un Acuerdo de Paz, que de haberse implementado con voluntad y buena fe hubiera podido evitar la continuación del desangre de la patria, posibilitando significativos avances para lograr un país incluyente, sanando las heridas que en los colombianos han dejado más de 55 años de abandono estatal y de una guerra sostenida contra las mayorías en todos los aspectos de la vida social, política, económica y cultural.