Chris Gilbert, profesor de estudios políticos de la Universidad Bolivariana de Venezuela, explicó para la audiencia de teleSUR que el problema del consumo de opioides en Estados Unidos ha crecido desde los años 90. La reacción gubernamental para controlarlo ha sido tardía y absurda, ya que no tiene sentido atacar a países de la región latinoamericana para solucionar una crisis interna. Los antecedentes históricos muestran que las llamadas “guerras contra las drogas” no son tales, sino estrategias de control político y social.