El Tribunal Supremo de Justicia indicó que la AN en desacato violó la Constitución al desconocer a los poderes judicial; ejecutivo; electoral; y al soberano: el pueblo de Venezuela.

“La Asamblea Nacional (AN) no tiene junta directiva válida y todos sus actos son nulos por usurpación de autoridad” aseguró este lunes el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela, ante las recientes acciones de la directiva de la AN en agravio contra la Constitución del país.

Así lo señaló el segundo vicepresidente de la Sala Constitucional del TSJ, Juan José Mendoza, quien expresó que la AN desconoce al poder judicial, al desacatar sus fallos; desconoce al poder electoral, por el que fue elegido, proclamado y juramentado Nicolás Maduro como jefe de Estado de Venezuela; desconoce al poder ejecutivo; y desconoce al poder soberano, es decir, el pueblo de Venezuela que escogió mediante sufragio a su presidente.

Por ende, el TSJ comunicó que se anularon los actos parlamentarios ocurridos los días sábado 5 y miércoles 9 de enero del presente año, sobre el nombramiento de la nueva directiva de la AN en desacato. “Es inadmisible usurpar poderes modificando formas de Estado y Gobierno”, afirmó el Tribunal.

Mendoza afirmó que corresponde al Ministerio Público determinar las responsabilidades penales, civiles y administrativas, en conformidad con la carta magna, contra los responsables de esta violación constitucional. Y quien se oponga a ellas, se arriesga a activar los mecanismos de desobediencia legítima, señalados en la Constitución, añadió.